La capital de Bretaña: Rennes


Rennes y Nantes rivalizaron por ser la capital de Bretaña, pero cuando esta última se desligó de la región para encabezar la nueva región del Loira, dejo vía libre para que Rennes fuera definitivamente el centro de Bretaña. Se encuentra en la confluencia del Ille y del Vilaine, y cuenta con un centro histórico o barrio medieval de muy buena conservación, así como una gran Catedral que veremos posteriormente. Históricamente Rennes, en la Edad Media Rennes estuvo integrada en el Ducado de Bretaña y se convirtió rápidamente en una ciudad ducal con todo lo que ello implicaba de importancia para el desarrollo de la ciudad. En el siglo XVI, después de la anexión del ducado de Bretaña al reino de Francia en 1532 por el Edicto de Vannes, la ciudad se convirtió en la sede del Parlamento. En 1720, un incendio destruyó tres cuartas partes de la ciudad. Durante la Segunda Guerra Mundial, la ciudad fue ocupada por el ejército alemán y sufrió muchos bombardeos, hasta la liberación por las tropas del general Patton. En los años cincuenta la ciudad experimentó un importante crecimiento debido al éxodo rural y a la nueva industrialización encabezada por la fábrica de Citroën situada al sur de la ciudad. En la actualidad, la ciudad es conocida por ser una ciudad administrativa dinámica, una ciudad universitaria y una ciudad asociada al desarrollo de telecomunicaciones, aprovechando su posición como capital regional de Bretaña.

A continuación podéis ver una serie de fotografías del casco medieval de Rennes...

  

Rennes cuenta con ochenta edificios clasificados oficialmente como Monumentos Históricos por el gobierno francés. Especialmente, como hemos dicho antes, es su casco viejo, con casas que mantienen una buena conservación del siglo XVI, que se caracterizan por sus fachadas de entramado de madera que se salvaron de la quema de la ciudad de la que hemos hablado en 1720. Destacan las casas de la plaza Sainte-Anne y Champ-Jacquet.

      

Abajo se aprecian algunos detalles de esculturas de madera en las propias casas...

   

Pero además de la villa medieval se encuentra la villa clásica
donde las casas se cambian por palacios y grandes edificios del siglo XVIII...

Una calle peatonal, la Rue Le Bastard nos lleva a la Villa Clásica
Teatro y arcadas de Millardet
Ayuntamiento del siglo XVIII
Es otro Rennes bien diferente al medieval de las casas apuntaladas de madera
Plaza del Parlamento, la segunda plaza mayor de Rennes
Parlamento de Bretaña
Como hemos visto en las fotografías de arriba, hay dos plazas mayores dieciochescas que constituyen la villa clásica en contraposición con la medieval: la del Ayuntamiento, donde se encuentra la Ópera de Rennes, y el ayuntamiento (Hôtel de Ville); y la plaza del Parlamento de Bretaña. La plaza de la República destaca por el antiguo Palacio de Comercio, hoy convertido en la sede de los correos. Hay una basílica impresionante, Saint Sauveur, ubicada en el corazón de la villa e inspirada en la arquitectura italiana del mismo siglo XVIII. En el interior hay una capilla dedicada a Nuestra Señora de los Milagros de Rennes que según cuenta la leyenda salvó la ciudad de la invasión de los ingleses en el año 1357.


Por último citaros la Cathédrale Saint Pierre, que ha tenido varias reconstrucciones aunque hoy es de estilo neoclásico, comenzó siendo una iglesia en el siglo XII, sustituida en 1490, y con una larga construcción de cuatro siglos, ¡hasta 1845!

Una catedral un poco "rara" después de tantos cambios y tantos estilos

Y esto es todo, con este post acabamos un mes dedicado a la región francesa de Bretaña.
Espero os haya gustado a todos.


+ Info sobre Rennes:
Web oficial de la ciudad
Oficina de Turismo
Wikipedia

Otras ciudades bretonas
en LoBo BoBo:
- Saint-Malo
- Quimper




2 comentarios:

Él y ella viajeros dijo...

Me ha encantado este paseo por la Bretaña. El caso es que yo he estado por allí, pero se me había olvidado lo bonito y pintoresco que era. Urge volver. Muchos saludos.

alejandra castro nuñez dijo...

me encanto la entrada y las fotos gracias por compartirlas

Buzón de sugerencias