La Torre de los Vientos de Atenas


El Horologion de Andronikos es el centro de atención de nuestro blog, es un monumento muy especial, quizás a primera vista no se intuya la importancia del mismo, es un monumento relativamente bien conservado, al pie de la Acrópolis de Atenas, al este del Ágora romana. Se trata de una torre, de un reloj, pero también de un icono de la Astronomía griega. Esta torre de ocho lados (planta octogonal de 12,80 m de altura y diámetro 8 m) fue levantada por el macedonio Andronikos de Kyrrhos en plena dominación romana, (50 a.C., en tiempos de Julio César), con mármol blanco de las canteras de Penteli al noreste de Atenas, y que fue utilizada en otras edificaciones de la Acrópolis. El tejado tiene una pirámide también octogonal de mármol de escasa pendiente. Las ocho caras están orientadas a los vientos cardinales: N, NE, E, SE, S, SO, O y NO; por eso se llama "Torre de los Vientos". Aunque ahora no se pueden contemplar, parece que existían unas puertas de la torre, orientadas al NE y NW protegidas por unos tejados aguantados por dos columnas corintias y una base semicircular. 

Remate de la Torre de los Vientos, con las esculturas que representan los vientos
Busqué en Internet más información de esta torre cuando llegué a casa y me encontré que había sido objeto de numerosos estudios. Existe una Asociación Amigos de los Relojes de Sol (AARS) con una web de la que extraje parte de esta información. Por ejemplo los ocho vientos, las ocho esculturas de la Torre:
  • N- Boreas. Viento frío y violento del norte y trae la azotadora brisa del invierno: Un anciano sopla una caracola para producir el ruido característico.
  • NE - Kaikias. Viento dañino del noreste: Hombre viejo con túnica y descalzo portando una cesta llena de granizo. El genio derrama el hielo acumulado en su escudo.
  • E - Apeliotis. Impetuoso viento del otoño que trae el trigo y los frutos: Joven acarreando frutos y trigo en su manto.
  • SE - Evros. Viento funesto del este que traía calor y lluvia: Un hombre maduro cubriéndose con una capa que soporta una vasija invertida derramando agua.
  • S - Notos. Viento caliente que traía tormentas al final del verano, que podía conllevar la pérdida de las cosechas: Joven vaciando una vasija para producir la lluvia.
  • SW - Lips. Muchacho alado empujando la proa de un barco dirigiéndola hacia el chorro de aire.
  • W - Zephiros. Joven con poca ropa repartiendo flores. Suave brisa fructificadora que anuncia la primavera.
  • NW - Skirion. Hombre barbudo con una vasija de bronce repartiendo brasas de carbón. Anuncia la llegada del invierno.

En esta foto vemos la Torre
Simulación realizada para la revista National Geographic Magazine (1967) Vol.131: 586-596.
Algunos sabéis que soy coleccionista de sellos y que siempre busco una referencia filatélica, pues bien existe una serie de sellos griega reproduce fielmente estas esculturas:

Boreas (N)
Kaikias (NE)
Notos (S)
Lips (SW)
Apeliotis (E)
Evros (SE)
Zephyros (W)
Skirion (NW)

La Torre de los Vientos tenía la triple función de "clepsidra" en el interior, que servía para marcar la hora en el Ágora; de veleta hoy desaparecida, que consistía en un Tritón de bronce; y de ocho relojes de sol que probablemente fueron construidos más tarde. Bueno algunos os preguntaréis que qué era eso de una "clepsidra", pues es sinónimo de reloj de agua (del griego κλέπτειν kleptein, 'robar'; ὕδωρ hudor, 'agua'), un mecanismo para medir el tiempo mediante el flujo regulado de un líquido hacia o desde un recipiente graduado. Pero lo más bonito de todo era que la torre, en el friso de cada una de sus ocho caras, tiene labrada una figura antropomorfa con alas, las representadas en los sellos de correos de Grecia, como flotando en el aire, y dirigidas hacia la derecha de cada cuadro, que representan los mencionados ocho vientos dominantes en Atenas.

Foto actual, de un viaje que hicimos en 2010
Los ocho relojes de sol que aparecen en las distintas superficies planas de la torre, son verticales de horas temporales con gnomones perpendiculares a la cara del reloj. El gnomon o estilo se define como el objeto alargado que arroja sombra, inclinado respecto el plano horizontal con un ángulo igual a la latitud del lugar donde se sitúe el reloj de sol. Esto significaba que la hora no se leía cuando la sombra del gnomon se apoyaba en las líneas horarias sino con la punta del gnomon, en este caso terminado en una bola. Los gnomones se pueden ver en casi todos los relojes de esta Torre de los Vientos.

La Torre de los Vientos ha pasado por muchas vicisitudes a lo largo de la historia de Grecia, es casi un milagro que esté todavía en pie. Fue iglesia primitiva de los primeros cristianos en el siglo VI, luego abandonada. Con la caída de Constantinopla, los turcos ocuparon la ciudad y convirtieron la Torre de los Vientos en monasterio musulmán. En el siglo XVIII entraron en la Torre los derviches, grupo religioso musulmán ascético sufí, y se mantuvo mínimamente cuidada porque se pensaba que ahí estaban enterrados los profetas Sócrates (Σωκράτης), y Platón (Πλάτων). A comienzos del siglo XIX la torre pasó por malos momentos, se encontraba parcialmente enterrada, pero fue sacada a la luz por la Sociedad Arqueológica de Atenas y vuelta a tener una utilidad religiosa como iglesia ortodoxa desde el año 1873. En 1976 fue finalmente restaurada tal como la conocemos y vemos en la foto de arriba. 

Los turcos en la Torre, pintura de James Stuart.
Tanto esta imagen como la de abajo las ví en la Web de la AARS
La imagen romántica de la Torre en un dibujo de 1831 en Museo Lázaro Galdiano, Madrid
Para finalizar quería recordar una edificación claramente inspirada en la Torre de Atenas que es el antigüo Observatorio Radcliffe de la Universidad de Oxford (UK), cuya torre de culminación es octogonal y tiene grabados los ocho vientos. (Si queréis poder ver post sobre Oxford)


Fuente de información:

3 comentarios:

Caliope dijo...

Uno de mis momumentos favoritos de Atenas, he aprendido con tu entrada cosas que no sabía. Me ha encantado!

VERÓNICA CORRALES dijo...

Me encanto cuando lo visite! No solo por su belleza sino por su entorno. De la historia ni una cuarta parte de la mitad sabia y las representaciones pasadas son geniales, sobre todo la del NG del 1967. De hecho me compre una parecida del Partenón.

Saludos Paco

Patricia dijo...

Todavía no he podido visitar Atenas y no sabía de la existencia de este monumento... Muy bien documentado y muy interesante!

Felicidades! ;)

Buzón de sugerencias