Castellar de la Frontera

Castillo - Castellar
Castellar es un municipio andaluz, gaditano, un municipio interior de la llamada Comarca del Campo de Gibraltar (curioso nombre para una Comarca a la que no pertenece Gibraltar, que como sabemos es una anacrónica colonia inglesa en territorio, lógicamente español, pero bueno eso sería otro capítulo de la historia...). El verdadero sabor de Castellar, un lugar increíble, en el corazón de un parque natural, no esta en su actual pueblo, sino en el restaurado castillo donde residía la población hasta la reurbanización del municipio en el llamado Pueblo Nuevo de Castellar donde viven practicamente el noventa y nueve por ciento de los tres mil habitantes del término municipal. Pero el castillo de Castellar tiene una historia que se remonta, dada su posición estratégica sobre una peña, al Paleolítico y al Neolítico.

Existen vestigios de la presencia del hombre a través de los hallazgos de un importante industria lítica y por numerosas pinturas rupestres. Parece que luego hubo un asentamiento íbero al que le siguió otro romano. Ya con la islamización fue cuando el actual Castellar cobró importancia a partir de la construcción de la ciudadela, fundándose la villa del pueblo viejo que, dado su emplazamiento en plena frontera granadina, jugó un importante papel en las Guerras de Granada en el siglo XV. Posteriormente pasaría a ser una típica villa medieval dentro del castillo, que hoy ha sido declarado Conjunto Histórico-Artístico, donde también se encuentra el Palacio del Marques de Moscoso. Aunque la mayor característica del recinto del Castillo de Castellar es su entorno ecológico ya que presenta un territorio agreste de espesos alcornocales y abundante actividad cinegética. Sus alrededores son de extraordinaria belleza, dominando por los valles del Guadarranque y Guadiaro. La Junta de Andalucía ha localizado un punto de información en el propio Castillo de Castellar y la empresa de Turismo de la Diputación de Cádiz (Tugasa) tiene un grupo de once casas para alquilar con una buena relación calidad/precio además de un centro de recepción y un restaurante con encanto ("El Aljibe") donde su pueden degustar el vino y sobre todo la carne de caza del lugar. Os recomiendo veáis la web de Tugasa. También la belleza de Castellar viejo está en su situación sobre una montaña, en las vistas, desde donde se divisa perfectamente toda la bahía de Algeciras, el peñón de Gibraltar, la costa de África y otros pueblos que lo rodean.

Para llegar a Castellar hay que ir en coche o en bicicleta, en este último caso hay que pensarse la subida. En principio si venimos desde Algeciras en dirección a Málaga, a unos seis kilómetros tomaremos la salida 115 de la Autovía (A-7) hacia Tarabilla-Estación/Castellar. Ya en carretera nos dirigimos por la A-405 hacia Castellar, aproximadamente durante diez kilómetros, hasta enlazar con la CA-9201 que nos lleva hasta el embalse del Guadarranque y Castillo de Castellar.


El Peñón de Gibraltar
Guadarranque
Otra vista del castillo

Plano
Es uno de los escasos ejemplos de fortificación medieval habitado que aún se conserva. El interior de la villa es de una belleza singular. Pasear por sus estrechas y arracimadas calles de notorio origen islámico es trasladarse en el tiempo a otra época. La disposición y estructura de las casas nos recuerdan núcleos urbanos musulmanes aún existentes. Arriates de flores, macetas variadas y enredaderas, sirven de natural decoración a balcones y plazuelas. Las casas de Diputación son de diferentes dimensiones pero todas están equipadas con su calefacción, cocina, y son ideales para un fin de semana aislados del mundanal ruido, con suerte ni hay cobertura de móvil. ¡Buen castillo!

No hay comentarios:

Buzón de sugerencias