Avenidas del Mundo: Aleksandr Nevski

La nueva Rusia cambió de Leningrado a San Petersburgo, a la avenida Nevski le brotaron los MacDonalds.
Ya habíamos hablado de San Petersburgo, pero en esta segunda entrega, partiremos de la Nevski Prospekt, la principal avenida de San Petersburgo, la antigua Leningrado, y una de las calles con mayor historia en el mundo, una de las grandes Avenidas del Mundo, similar a la Quinta Avenida, o a los Campos Elíseos de París. En los años en que iba formándose el centro de San Petersburgo, las plazas que lo estructuraban se abrían no solo a orillas del Nevá, sino también a ambos lados de la calle mayor de la ciudad: la Avenida Nevski. La avenida fue construyéndose poco a poco: primeramente era una trocha abierta en el bosque para enlazar los astilleros del Almirantazgo con la calzada de Moscú, con la laura de Alejandro Nevski y con el Smolni; luego se pasó a la fase en que los palacios se alternaban con miserables casuchas achaparradas y, por último, la recta avenida "de gala". Practicamente desde mediados del siglo XVIII, la Avenida Nevski es la arteria principal de la ciudad. Podemos acotarla desde la llamada Plaza de los Decembristas, entre el Almirantazgo y el Hermitage, hasta la Fortaleza de Alejandro.

Cuatro kilómetros y medio dan para mucho... (esta foto está tomada desde el autobus)
Antigua postal de la Avenida Nevski, fuente ©Wikipedia

Невский проспект
Avenida Nevski
Hay una novela de Gógol que se llama La Avenida Nevski que dice: "No existe nada mejor que la Avenida Nevski, por lo menos en San Petersburgo; para la ciudad lo es todo. ¿Hay algo que no brille esta bellísima calle capitalina?".
(aquí tenéis el texto completo)

La Avenida mejoró mucho su aspecto cuando surgieron los conjuntos de las plazas adyacentes, trazados por Voronijin y Rossi. Si se emprende el camino de cuatro kilómetros y medio a lo largo de la avenida, en su arranque junto al Almirantazgo, parece que no tiene nada de particular. Aquí no es muy ancha y su aspecto no despierta mucho la atención del viajero, pero pasado el Río Moika la avenida se ensancha y ya los edificios son más pomposos. Un poco más a la derecha se rompe la línea de edificios para aparecer una pequeña plaza, la forma una columnata grandiosa pero esbelta, que abre alas semicirculares sobre la Nevski, es la columnata de la catedral de la Virgen de Kazán, trazada por Voronijin y erigida entre 1801 y 1811. Pablo I le pidió al arquitecto que siguiera el modelo de la Catedral de San Pedro de Roma, aunque le hizo caso a medias, ya que la solución fue más original, aquí la columnata iguala a su altura a la de los pórticos y parece crecer de la nave del templo. Según la tradición el altar tenía que estar orientado al Este, como a la Avenida Nevski da la fachada septentrional de la catedral, resulta que la entrada principal opuesta al altar da a una calle muy corrientita y no a la arteria principal de la ciudad. La planta de la catedral recuerda una cruz alargada. Pilastras corintias ocultan la parte principal de la fachada, sólo en el centro, por encima de la fila de columnas, se alza sobre un tambor redondo una elevada cúpula cuya altura de setenta metros equilibra la extensión de las alas.

Catedral de la Virgen de Kazán
El interior de la Catedral de la Virgen de Kazán recuerda poco otras iglesias similares, aquí hay mucha luz, parece más un palacio que un templo. Tiene cincuenta y seis columnas con basas y capiteles corintios hechos de bronce, que dan ese toque de "asustar", de imponer, como si uno estuviera en el palacio de los zares. La cúpula proyecta un diámetro de diecisiete metros. Empleo el arquitecto Voronijin el hierro con el arrabio, una mezcla innovadora en el momento, se dice que mucha gente no se acercaba a la construcción porque pensaba que las columnas tan esbeltas no podrían soportar el peso del edificio. En la época soviética de Leningrado la Catedral tuvo un curioso nombre Museo de historia de la religión y el ateísmo de la Academia de Ciencias de la URSS. Hoy es un templo como puede ser cualquiera de los existentes en la Federación Rusa.

Interior de la Catedral de la Virgen de Kazán
El capitalismo ha llegado a la Nevski !!
Como vemos por las fotos que os dejo, la Avenida Nevski muestra hoy un sinfín de contrastes, pero por lo que he leído, siempre ha sido así: junto a la pobreza, la opulencia. Por ejemplo abajo tenéis el Hotel de Europa de un lujo dificilmente imaginable nada más que en ciudades como París, Londres o Nueva York, junto al que te encuentras con pobres, vagabundos, mucho alcoholismo y marginalidad que la caída del comunismo ha producido en estos últimos años. La Avenida Nevski tiene innumerables puentes y palacios y aquí se pueden ver los testimonios arquitectónicos de la inmigración en Rusia, muchísimos cafés, restaurantes, tiendas, museos y librerías hasta el Monasterio de Alejandro Nevski, las huellas de la matanza universitaria del siglo XIX que provocaría a la larga la rebelión del pueblo contra el zarismo décadas después. También, tuvo el honor de compartir, junto a París, la primera idea de boulevard-centro comercial del mundo. A pesar de su componente subversivo en la época zarista, el socialismo relativizó la importancia de esta avenida, en la que vio en su simbolismo un peligroso referente de libertad. Después de la Revolución de Octubre recibió el nombre de Avenida 20 de Octubre. La Avenida Nevski era el único espacio público de la ciudad que no estaba dominado por el poder, primero zarista y luego socialista, una especie de zona liberada, donde podían desenvolverse, sin mediaciones, las fuerzas sociales: la nobleza, los artesanos pobres, las prostitutas, los bohemios y los marginados. Existen referencias literarias no solo en la obra de Gógol, que hemos mencionado antes, sino también en Dostoievski, Gorki o León Tolstói.

Coches de super lujo frente al Hotel Europa de San Petersburgo, unas calles más abajo te encuentra multitud de vagabundos, como contraste de lo que es hoy la ciudad y la propia Avenida Nevski.

Otro de los símbolos de San Petersburgo, se asoma a la Avenida Nevski, el poeta nacional Alexander Pushkin, en la plaza de las Artes, al fondo otro gran edificio que alberga el Museo Nacional Ruso.

Museo Nacional Ruso, delante la estatua de Pushkin en la plaza de las Artes 

+Info: Fotos de la Avenida, actuales y antiguas;
Fuente: Wikipedia y del libro: Shvarts, V. Leningrado Edit. Progreso, Moscú.


Otra entrada de: San Petersburgo 

3 comentarios:

Ana dijo...

Muy interesante, gracias por llevarnos a una de las calles con más historia del mundo. Nunca he estado en Rusia, pero la verdad dan ganas de visitar San Petersburgo. Saludos!

Cristina dijo...

Recuerdo esta avenida, elegante y llena de vida. Digna de los zares.
Un saludo

Miryam Tejada Segovia dijo...

Estas avenidas son grandiosas!!! Tienen tanto que decir y que enseñar a los visitantes que me quedo embobada mirándolas. San Petersburgo es mi destino sí o sí. Este año estaba entre él e Islandia y finalmente lo dejo para 2017... cosas que pasan. Saludos :)

Buzón de sugerencias