El secreto de Castell'Arquato

Aprovechando la estancia en la Emilia-Romagna me interesé por visitar los pueblos, no todos, con más encanto, esos que vienen en las numerosas listas de "los pueblos más bellos de Italia". Castell'Arquato es un pueblo de esos, pero con vida, donde la gente hace su vida diaria, más allá de los turistas. Cinco mil habitantes más o menos que pertenecen a la provincia de Piacenza. Su lugar en lo alto de una colina del Valle d'Arda, le han valido ser un lugar inexpugnable y por tanto deseado desde que allí se instalaron los romanos con su castrum militare. Pero lo mejor es que el pueblo en su estructura medieval se ha conservado sin grandes agresiones. Hay una parte alta de la ciudad en torno a la Rocca Viscontea y la Colegiata de Santa María; y una parte baja a la orilla izquierda del río Arda. 

Está a un arco de media hora de ciudades como Piacenza, Cremona o Parma. El pueblo pertenece, como decíamos antes al listado de las ciudades más bellas de Italia y a otras menciones de ese tipo como la bandera naranja del Touring Club Italiano. La llegada a la zona es muy agradable por una carretera sencilla rodeada de vides.
Plano Castell'Arquato

En su escudo, el león de oro es el símbolo original de los Sforza, en particular la rama de Santa Fiora, señores feudales después de los Visconti y representado como "protectores" del Arquatese Rocca. También las dos estrellas de seis puntas de oro también están presentes en los brazos de la familia Conti Scotti.
   
Uno de los arcos de la ciudad te sorprende con sus pinturas
La fortaleza se conoce como la Rocca, la Rocca Viscontea (de los Visconti). Fue la sede de la guarnición militar y está constituida por una planta cuadrangular con cuatro torres cuadradas situadas en la parte superior y rodeada por un foso atravesado por dos entradas. La fortaleza alberga el museo de la vida medieval (yo no pude visitarlo). 
La Torrione Farnese erigida entre 1527 y 1535 es impresionante, hecha de ladrillo, con cuatro bastiones en las esquinas, que sirvieron como un puesto de avanzada contra los ejércitos enemigos. De una altura de 20 m. En la actualidad alberga una Escuela de armas que se dedica al estudio y práctica de las técnicas de combate medieval.
 
La Colegiata de Santa María se puede visitar gratis. Solo hay que pagar por visitar un pequeño museo. La iglesia es de estilo románico de piedra arenisca, con el perfil saliente marcada por cuatro pilastras, una abertura en forma de cruz en la parte superior.
En el lado izquierdo hay un "Pórtico del Cielo" de la segunda mitad del siglo XIV.
  
En el interior hay capiteles de dibujos y esculturas románicas del siglo XII, y unos frescos impresionantes que necesitan de una moneda para ser iluminados y quedarte con la boca abierta (ver fotos de abajo)
 


La otra gran construcción es el Palazzo del Podestà. Este edificio fue construido por Alberto Scotti en 1292, era entonces la sede del gobierno Podesta y la residencia del Conde de Santa Fiora. Fue la sede de la corte de distrito desde el siglo XVI hasta el XIX. En medio de las ventanas que está pintado el escudo de armas con dos leones Communitas Castri Arquati y un castillo almenado. Hacia el lado corto del edificio se encuentra la Loggia dei Notari, hoy sede de la oficina de información turística, aunque cuando fuimos estaba cerrada con un cartelito de "Torna presto". 

 
El resto del pueblo desde lo alto del Castillo
Y terminamos el agradable paseito por Castell'Arquato bajando por sus calles y arcos que nos deleitan. Luna avanza destino al coche que nos llevará a otro pueblecito, que abordaremos en una próxima entrada: Vigoleno.
Hasta la próxima viajeros !!
  
Fuente: WikipediaIl portale di Castell'Arquato, città d'arte

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Mira que estoy en un lugar bellísimo ahora (Guatemala) pero creeme que veo estos sitios y me vuelvo loco de ganas de continuar viaje. ¡Qué lugar maravilloso! Muy cinematográfico, muy inspirador... gracias por alimentar mi alma viajera también.

Ale Martinez Notte

DinkyViajeros dijo...

Vaya preciosidad de castillo. Bonito por fuera y por dentro, no como otros que por dentro no tienen gracia ninguna. Nos ha encantado.

¡Saludos!

Dónde vamos Eva dijo...

Impresionante lugar, como fan que soy del románico, la iglesia me ha fascinado. tomo buena nota para cuando me anime a viajar por Italia.

Hace poco, en Cerdeña, descubrimos algunos de los pueblos más bellos de Italia, ahora ya tengo otro más en la lista ;-)

Saludos viajeros!
Eva

Anónimo dijo...

Me parece un sitio impresionante del que nunca había oído hablar. Las fotos preciosas.
Ana Macías

Lilián Viajera dijo...

Paco este post te ha quedado genial. Y transmite las ganas de visitar este lugar. Esa iglesia con sus paredes de arenisca, el estilo romántico...te transporta a una época que debe de haber sido interesante vivirla. Pues a nosotros nos quedan estos lugares para desarrollar nuestra imaginación...
Gracias por mostrarla.
Saludos Viajeros

Buzón de sugerencias