Viana do Alentejo

Viana do Alentejo

Entre los lugares con encanto, para mi ocupa un papel importante Portugal, encuentro en muchos lugares la ruralidad y la sencillez del espíritu atlántico. Me gustaría destacar en este blog una villa pequeña, Viana do Alentejo, de una región no por menos conocida interesante. Se encuentra en esa región, concretamente en el distrito de Évora, en lo que sería el Alentejo central. Yo recomiendo, si se viene del Sur, subir desde Tavira a San Bras de Alportel y atravesar la Serra das Estrelas, los montes de encinas y alcornoques, muy tupidos, para empezar visitando Beja, luego Cuba, donde tienen su propia historia de su propio Cristovao Colombo, y llegar a Viana do Alentejo. Se puede contemplar el mismo manuelino de las grandes edificaciones de Lisboa, pero con la soledad de un viajero ya que no es una villa muy visitada y bastante alejada de los circuitos comerciales. Su población no supera los tres mil habitantes y el centro se encuentra en el famoso Castillo desde el que se divisa el resto de edificios religiosos y las construcciones más relevantes de este pequeño pueblecito del Alentejo, dividido en tres "freguesías" Aguiar, Alcaçovas y Viana.

Unos gaditanos en Pisa... buscando una bisteca

Cuarenta años, bueno quizás al menos treinta y cinco, de amistad y de viajes. Como en las grandes amistades siempre hay lagunas y reencuentros, pero sabes que está ahí, que la amistad perdura. Manolo y Mari Carmen son dos grandes viajeros, con sus preferencias siempre mediterráneas, Italia y sobre todo Grecia, y sobre todo Creta. Son (y lo digo en plural) autores de una guía escrita de su isla paradigmática, que publicó Anaya (aquí tenéis una referencia). Bueno y por qué os cuento este rollo, porque estando en Bolonia recibo la llamada de que están por aquí por Italia, así que ni corto ni perezoso nos pusimos a buscar un lugar intermedio donde quedar, yo tenía mi coche aquí y ellos uno de alquiler que nos facilitaría la "quedada gaditana". Y allí nos fuimos a ¡Pisa! Era sábado, porque nosotros estábamos trabajando aquí en la Universidad. Allí nos encontramos también con Pepa que hacía mucho tiempo que no la veíamos. Luna también presente, aquí no hay problemas en los restaurantes para entrar con perro.

La "verdadera" tumba de Dante

El poeta florentino Durante di Alighiero degli Alighieri, o si ustedes quieren simplemente Dante (para los italianos il Sommo Poeta), es uno de los poetas del Medievo italiano más importantes, especialmente por su conocida Divina Comedia, obra cumbre de la literatura universal. Hace años que cuando estuvimos en Florencia el guía como que no quería darnos a entender que en aquella tumba en la Iglesia de la Santa Croce estaba... ¡vacía! Durante su vida, Dante participó activamente en las luchas políticas de su tiempo, por lo que fue desterrado de su ciudad natal, se adelantó a su época y reivindicó la unidad de un solo país para Italia y la separación de la Iglesia y el Estado. Por una cosa u otra Dante siempre estuvo rodeado de polémicas, de enredos de intereses políticos y personales, y cuando la guerra entre los güelfos blancos y los güelfos negros se exilió (parece) que a Verona, abandonando su querida Florencia. Dante además utilizó su obra literaria para denunciar las vergüenzas y desmanes de los poderosos de la sociedad florentina de su tiempo.

Dozza... un pueblo pintado con arte

Aprovechando la estancia en la Universidad de Bolonia me acerqué hace unos días a un pueblecito de esos que están en los ranking de "los pueblos más bonitos de...". Está a no más de cuarenta minutos en coche de Bolonia o de Rávena o de Rímini. Es una pequeña villa con un castillo y dos calles, literalmente, pero es una sorpresa, una maravilla sus calles pintadas con arte. Dozza tiene seis mil habitantes aunque en la villa hay apenas mil, el resto está en la zona que se llama Toscanella (la parte más industrial pero sin ningún encanto). Es una comunidad rural de la región de la Emilia-Romaña. Dozza es considerado como uno de los pueblos medievales más característicos de la provincia de Bolonia, tanto para el estado de conservación como por su paisaje de viñedos y colinas, a lo que hay que ponerle la guinda de este pueblo medieval, el estar coronado por el majestuoso castillo Sforza. Te lleva menos de una hora visitarlo y merece la pena aunque te tienes que salir de la autopista de Bolonia a Rávena-Rímini. La ciudad más cercana es, sin embargo, Imola, que es prescindible desde el punto de vista turístico.

Palacio de Bellas Artes, México D.F.

Sin duda, uno de los lugares que más nos gustó del Dé-eFe fue el Palacio de Bellas Artes. El centro cultural más importante del Centro Histórico de la Ciudad de México, inaugurado en 1934. Te topas con él nada más que sales de la bulliciosa Calle Madero, la calle peatonal más densa del mundo, eso dicen, y cruzas el semáforo en dirección al Parque de la Alameda (por cierto al fondo se encuentra el Museo Mural Diego Rivera). Puede decirse que en el Palacio se concentra la máxima expresión de la cultura mexicana. Nosotros lo vimos como obra de arte en sí, por su arquitectura, ya que la Unesco lo declaró monumento artístico en 1987 y por sus pinturas, ya que alberga el antiguo Museo de Artes Plásticas, ahora rebautizado como Museo Palacio de Bellas Artes y el Museo Nacional de Arquitectura. Su origen tiene que ver con los actos de la Independencia mexicana, con el centenario en la época de Porfirio Díaz. Aunque la inauguración fue llevada a cabo por el Presidente de México, Abelardo L. Rodríguez, con la obra teatral "La verdad sospechosa", escrita por Juan Ruiz de Alarcón, e interpretada por la actriz mexicana María Tereza Montoya.

Buzón de sugerencias