Sagrada Familia, …muchos años después

Voy mucho a Barcelona, tres o cuatro veces al año, normalmente, pero hacía muchos, pero que muchos años que no visitaba las obras de la Sagrada Familia. Bueno, ya más que obra es un templo en un estado de avance importante. Recuerdo de niño, cómo me llevó uno de mis tíos catalanes a visitar lo que en esos momentos, finales de los años setenta todavía era una obra para ver casi con casco de construcción. En Julio de este año aprovechando una visita a la Universidad, aunque corta, iba a visitarla; llevaba ya la entrada sacada desde casa por Internet, quería ver cómo había crecido la obra cumbre de Antoni Gaudí, uno de los artistas más importantes catalanes.



    

La Sagrada Familia es un "templo expiatorio". Yo que no sabía eso lo consulté y por lo visto es algo así como una casa de oración donde de manera permanente está expuesto el Santísimo Sacramento para la "expiación" de pecados. Aclarado el concepto de esta particular iglesia monumental, diremos que fue iniciada su obra, nada menos que en año 1882, concretamente el día de San José, 19 de Marzo. El proyecto inicialmente partió del arquitecto Francisco de Paula del Villar y no fue hasta finales de 1883, cuando se le encargó al hoy famoso Antoni Gaudí, dedicándose a ella hasta su trágica muerte en el año 1926. Posteriormente han sido muchos los arquitectos que en cierto modo han seguido la pauta marcada por el genial arquitecto Gaudí.

  

Fotos antiguas del proceso de construcción - Fuente: Web oficial de la Sagrada Familia

El edificio es hoy día un símbolo de Barcelona a nivel universal, especialmente desde que la ciudad a partir de las Olimpiadas dispara el número de visitantes internacionales. Millones de personas visitan el templo y como decía al principio más vale que vayas con la entrada ya comprada por internet y te cueles con ella en la entrada en la franja horaria que te toque…

Ticket comprado previamente
Desde sus inicios se construye a partir de donativos de barceloneses y de toda la gente que quiere aportar algo. Se habla de su finalización en el primer tercio del siglo XXI, es decir que con suerte terminará relativamente pronto. La fachada de la Pasión comienza en 1954 viendo su luz en los cuatro terminales de los campanarios en 1976. A partir de 1978, se construyen los cimientos de la nave y el crucero, y se levantan las columnas, las bóvedas y las fachadas de la nave principal. En 1986, otro genio, el escultor Josep Maria Subirachs avanza en la obra escultórica. En el año 2000 se construyen las bóvedas de la nave central y las del transepto, y al mismo tiempo se empiezan los cimientos de la fachada de la Gloria. Con el cambio de milenio se celebra una misa en el interior del templo y un año después se completa el ventanal central de la fachada de la Pasión y se coloca un vitral dedicado a la Resurrección, obra de Joan Vila-Grau. En 2002 Subirachs realiza el proyecto del muro de los patriarcas y los profetas que Gaudí y en 2005 se la escultura de la Ascensión entre las torres de la fachada. En los ventanales de la nave central trabaja un escultor japonés, Etsuro Sotoo. Entre 2008 y 2010 finalizan las bóvedas del crucero y del ábside. Desde el 7 de noviembre de 2010 es un lugar abierto al culto. Los próximos avances serán la construcción de la primera sacristía y la de las torres centrales: la de Jesucristo, las de los cuatro evangelistas y la de la Virgen María, las cinco últimas ya iniciadas. El templo se completará con la construcción de la fachada principal, la de la Gloria. 

Antoni Gaudí proyectó muchas partes del templo que han servido de guía para poder construirse en el futuro, combinando formas geométricas: hiperboloides, paraboloides, helicoides, conoides y elipsoides. Gaudí asignó una de estas formas a cada tipo de elementos que componen las naves.

Abajo en las fotos se puede ver el desarrollo y la obra maestra del interior del templo.

      
      

Con helicoides inventó una columna nueva en la historia de la arquitectura: la columna de doble giro. Usó hiperboloides para las aberturas de los ventanales y las bóvedas. Con paraboloides creó superficies de enlace en las bóvedas y las cubiertas, así como las columnas de la fachada de la Pasión. Generó los nudos o capiteles de las columnas principales con elipsoides. Y antes ya había proyectado el edificio de las escuelas parroquiales con conoidea.

Puerta de la Eucaristía, de Subirachs
Órgano de la Sagrada Familia
El órgano consta de dos cuerpos con una suma de tubos como los años del Descubrimiento de América: 1492 tubos. Tiene tres teclados, dos manuales y uno de pedal, con 26 tipos de sonidos diferentes. Los ordenadores memorizan las combinaciones de registros y sonidos por lo que el órgano puede sonar solo.

Abajo más detalles del templo como los signos zodiacales de los evangelistas
o los suelos decorados a la entrada del templo.




Las esculturas de la fachada de la Pasión destacan por el contraste, Gaudí quería simbolizar la desolación, el dolor y la muerte de Jesucristo. Sobre este planteamiento, el escultor Josep Maria Subirachs realizó, desde 1986 hasta 2005, las doce estaciones del Via Crucis. 


La fachada de la pasión es la segunda fachada que se construyó, siguiendo el proyecto de Gaudí. El arquitecto, que dejó sólo apuntada, por lo que influyeron otros artistas y otros gustos estéticos, especialmente Josep Maria Subirachs y Joan Vila-Grau. 



El criptograma de Subirach.


Dibujo del
diseño original

Quizás os habréis preguntado por el cuadrado con números de una de las fachadas de la Sagrada Familia. Es un criptograma y uno de los motivos más populares de la fachada de la Pasión. Son 16 cifras que permiten hacer 310 combinaciones diferentes sumando siempre 33: la edad de Cristo en el momento de su muerte (que es el hecho más importante de la Pasión). Es un motivo inventado por Subirachs. Gaudí no dejó muy claro cómo tenía que ser el recubrimiento escultorico de la fachada de la Pasión. Cuando Subirachs acepta el encargo (1987), una de las condiciones que pide es que pueda utilizar su estilo personal, para no crear confusión con la obra original de Gaudí y para seguir su propia trayectoria artística.

Y finalizamos con el recuerdo de ese gran hombre y artista, Antoni Gaudí
enterrado abajo, en la cripta de "su" Sagrada Familia.

Tumba de Antoni Gadi en la cripta de la Sagrada Familia
_______________________________________________________________________

Maqueta que solo algunos podrán ver terminada

Fuente: Web oficial de la Sagrada Familia; Wikipedia;

3 comentarios:

Él y ella viajeros dijo...

Tuvimos el placer de visitar la Sagrada Familia (también con entrada sacada por internet) en nuestro último viaje a Barcelona. No reparamos en tantos detalles como los que muestras, pero salimos impresionados. El genial Gaudí debió ser, sin embargo, una persona bien sencilla, como lo es su lugar en esa pequeña cripta, que nos costó encontrar.
Muchos saludos.

Mª Ángeles Muñoz Cosme dijo...

Excelente entrada. ¡¡Enhorabuena!!

Guia en estambul dijo...

que bien viaje tours en estambul

Buzón de sugerencias