De Stavanger al Preikestolen

  • Stavanger

Atracamos muy temprano en el puerto de Stavanger. Fundada en el siglo XII por el rey Sigurd el Cruzado, siendo sede episcopal. Stavanger siglos después perdería su poder en la región hasta que en el siglo XIX volvió a florecer gracias a la pesca del arenque y con ella, la industria conservera. Hoy día es la cuarta ciudad más grande de Noruega, con un nuevo resurgir a partir de los años setenta cuando la industria del petróleo y el boom del oro negro. Como capital europea de la cultura (2008) Stavanger se esmeró en ser una ciudad más coqueta, reconstruyeron grandes zonas urbanas.
Stavanger
Cerca del puerto hay un Museo Marítimo y una serie de barcos de época de los años cincuenta atracados, que se pueden visitar. Obviamente Stavanger es una ciudad que vive muy pegada al mar y que su salida natural es esa: la pesca y el petróleo.

Con sus calles adoquinadas y las casas de madera todas muy coquetas con jardines cuidados, perfectos estos noruegos, todo con un colorido especial. Lo que se conoce como Gamle Stavanger, un total de casi doscientas casas algunas de ellas del siglo XVIII y XIX. Muy cerca se encuentra su catedral, nada impresionante, pero si hay que tener en cuenta que es la más antigua del país, aunque sus obras de reparación no nos permite ver bien su fachada.



Cerca hay un parque y un lago imponente con patos, cisnes y las agobiantes gaviotas.

Luego paseamos por la zona comercial de tiendas y restaurantes, también de casas de colores llamativos y ambiente bohemio.

Stavanger es también la capital del petróleo de Noruega, aquí se concentran gran parte de las torres petrolíferas de su plataforma continental, de hecho aquí hay un museo dedicado a la industria del petróleo aunque no lo hemos visitado.
Museo noruego del petróleo.
Por otra parte, Stavanger es sede del Joint Warfare Centre, una oficina central de control de la OTAN.

La catedral de Stavanger es la catedral más antigua de Noruega y la sede del obispo de Stavanger, está situada en el centro de la ciudad, en el distrito de Storhaug entre Breiavatnet en el sur, la plaza con Vågen en el noroeste, la plaza de la catedral en el norte y Kongsgård en el suroeste. Desgraciadamente cuando estuvimos estaba rodeada de una tela protectora por obras, la foto de abajo de la derecha es una reproducción que no es mía, está extraída de una postal.



  • Lysefjord y el Preikestolen
De Stavanger al Preikestolen
En Stavanger hicimos una excursión al Preikestolen (por abajo) y a las cascadas de los fiordos. Embarcamos en otro pequeño barco con el que hacemos una travesía por el fiordo de Lyse (Lysefjord). Allí contemplamos el famoso "Púlpito", el Preikestolen, una piedra plana a la que algunos acceden después de una caminata de seis kilómetros y un desnivel de seiscientos metros sobre el nivel del mar. Además del famoso Púlpito el fiordo está lleno de lugares preciosos como la cascada del whisky donde la pequeña embarcación se acerca tanto que uno de los marineros recoge con un balde el agua que cae para darla a beber a los turistas que allí estamos. Es un agua procedente de los glaciares, especialmente cristalina, una maravilla.
Abajo algunas fotos del recorrido hasta el "Púlpito"
En medio del recorrido se hace una parada para tomar un tentempié, hace frío y se apetece algo caliente
Por todas partes hay cascadas de los glaciares
El Preikestolen es una formación rocosa cuyo nombre significa «púlpito».
La roca es un saliente que se asoma sobre al fiordo con una caída vertical de 604 m.
La meseta superior mide unos 25 m x 25 m.
😳 Ojo, según la sabionda Wikipedia, desde el punto de vista geológico, algún día el púlpito ¡cederá y caerá al fiordo! según la leyenda, cuando cinco hermanos se casen con cinco hermanas. Afortunadamente las familias numerosas no son tantas en Noruega.


Con la impresión del "Púlpito" nos despedimos hasta una próxima entrada.
!Saludos viajeros!