Lixus

Ruinas de Lixus
Lixus es uno de los asentamientos de mayor atractivo turístico del Norte de Marruecos, esta cercano a Larache y sus orígenes son fenicios, aunque también guarda restos cartagineses, romanos, y árabes. Wikipedia nos da una idea de este antiguo asentamiento costero: Situado a unos 3 km al norte de la ciudad de Larache, en noroeste de Marruecos, en la orilla derecha del estuario del río Lucus o Loukkos. Fundado por los fenicios, quizá en el siglo VII a. C., quedó más tarde en manos de los cartaginenses, con los que consolidó su importancia como puesto comercial para la navegación en el Atlántico. Tras la destrucción de Cartago, Lixus mantuvo su importancia, quedando en manos de los reyes mauritanos, de entre los que destacó Juba II, que renovó la ciudad. Con la anexión de Mauritania por Roma en el año 40, Lixus recibió el estatus de colonia imperial, formando parte de la provincia de Mauritania Tingitana. Lixus alcanzó una época de esplendor durante el reinado del emperador Claudio, como puerto exportador de aceite de oliva, sal y garum. La decadencia del poder romano en la zona (en 285 todas las posesiones romanas al sur del río Lucus fueron abandonadas por el emperador Diocleciano) causó el ocaso de Lixus, convertida en ciudad fronteriza. Parece ser que la ciudad fue abandonada en el siglo V, con el colapso del poder romano en la zona. La colmatación del estuario del río hizo que el puerto se trasladara a Larache en el curso de la Edad Media, quedando Lixus como un centro menor, dotado, sin embargo de una mezquita.


Plano de Tanger a Lixus

Realmente es una joya escondida y poco visitada
Para ir a visitar Lixus teneis que ir, por ejemplo desde Tánger o Asilah hasta las ruínas en taxi, y allí os dejarán cerca de unas salinas tracionales parecidas a las de aquí (Cádiz) de San Fernando, todavía tirada por vagonetas antiguas a mano, y un guía estará allí, esperando para enseñaros por una propina (que no es nada), todas las ruinas en aproximadamente una hora de duración. Al menos el guía que nos tocó a nosotros, un hombre mayor sabía bastante del tema, su conocimiento del yacimiento era espectacular. De Lixus a Larache hay cinco minutos (ver plano arriba) y después podeis daros un paseo por esta ciudad.

Hasta la próxima



3 comentarios:

Caliope dijo...

Un yacimiento muy interesante, merece mucho la pena. Un saludito desde la presierra!

Lore de QMLM blog de viajes dijo...

Parece un lugar muy digno de ser visitado, además cada pedacito que se aprecia en las fotos, hablan por si solos, me encantaria conocer estas ruinas algún día.

Slds,
lore

Arol dijo...

Qué post tan genial te ha quedado. Muchas gracias por hacerme conocer este sitio

Buzón de sugerencias